patrones disfraces Navidad, pastor, San José, estrella

anuncios google

 patrones disfraces Navidad, pastor, San José, estrella

 

Un disfraz de Papá Noel para niños muy especial

Elaborar un disfraz de Papá Noel para niños es asequible. Se pueden aprovechar distintas prendas que haya en casa, como un pantalón de chándal rojo (o negro) y una rebeca o chaqueta del mismo color, de un par de tallas más grande que el pequeño. Se recortan varias tiras de una tela de borrego y se cosen en los puños, parte inferior y sobre los botones de la chaqueta. El traje se complementa con un cinturón negro.
El gorro se puede confeccionar con un poco de fieltro rojo, aunque es posible encontrarlos ya hechos y a un precio muy económico en el mercado.
Por último, este patrón y un poco de fieltro blanco bastan para fabricar una bonita barba para el pequeño. ¡A disfrutar!

Un disfraz de pastor o pastorcilla: ¿cómo hacerlo?

El disfraz de pastor o pastorcilla es uno de los más recurrentes en las funciones de Navidad. Los pastorcitos lo tienen fácil, ya que la base de la vestimenta se puede solucionar de forma sencilla con la ropa habitual del niño o bebé: bastan un pantalón de pana, unas botas y una camisa de franela de cuadros. Sobre esta indumentaria, se colocan los complementos, que se pueden elaborar a partir de una pieza de tela de borreguito. En el blog Lo mejor de las manualidades se explica, de forma detallada, cómo cortar y coser las polainas, el gorro, el chalequillo y el zurrón del disfraz de pastor.
Para el disfraz de pastorcilla, se puede utilizar una falda de vuelo de la niña
El disfraz de pastorcilla necesita algo más de elaboración. Para hacerlo más sencillo, se puede utilizar una falda de vuelo de la niña, de cualquier color o estampado. Otra opción es hacer una faldita con un retal rectangular de tela que se cose para formar un cilindro; se dobla uno de los extremos y se inserta una goma, para fruncir la cintura al tamaño de la "pastorcilla". Con unos retales de fieltro o con restos de otro tejido liso se pueden cortar un delantal y un corpiño, que se adornan con unas cintas finas de raso. En la cabeza, se coloca un pañuelo atado a la nuca, que se puede hacer con un simple triángulo de tela sobrante.

Traje de estrella, copo de nieve y campana de Navidad

Para el disfraz de estrella, copo de nieve o campana de Navidad, hay que conseguir dos cartones con el suficiente grosor
Disfrazar al pequeño de estrella es sencillo. Tan solo hacen falta unos pocos materiales y algo de maña. Se puede adaptar, además, para elaborar un copo de nieve (basta con cambiar el contorno) o una animada campanilla de Navidad.
El primer paso es conseguir dos cartones de un grosor suficiente como para que no se doblen. Sobre ellos, se dibuja una estrella de cinco puntas (en este enlace se explica cómo dibujarla) y se recorta con unas tijeras o un cúter. El tamaño de la estrella, del copo de nieve o de la campana se calcula en función de la altura del niño, de modo que cubra todo el tronco.
El siguiente paso es forrar o pintar ambas estrellas de cartón por una de sus caras. Para ello, se puede utilizar papel charol dorado o plateado o bien un aerosol de color oro o plata. Si se trata de un copo de nieve, mejor blanco.
Una vez decorada, se realizan dos perforaciones a ambos lados de la parte superior de cada cartón (hay que procurar que coincidan) y se introduce por ellas una cinta, que sirva para unir un cartón con otro. La cinta reposará sobre los hombros del pequeño cuando se ponga el disfraz. Si se desea que quede más sujeto, se pueden añadir otras cintas en los costados.
Por último, el niño se viste con unas mallas o leotardos y un jersey de cuello alto negro o blanco, para que destaque bien la estrella, copo o campana sobre su figura.

Disfraz de angelito o hadita para la función de Navidad

Para disfrazarse de angelito o de hadita de Navidad son fundamentales dos elementos: una túnica y las alas. Para la túnica, lo más sencillo es utilizar un camisón blanco o celeste a la medida del niño. Se puede decorar con un espumillón dorado o plateado, cosido en el bajo y los puños, o con un cinturón forrado de papel de plata para la cintura. Una alternativa es usar una camiseta grande de adulto como túnica o fabricar una a medida, con una sábana vieja (en este enlace se encuentran distintos patrones).
La parte más complicada de este disfraz son las alas, pero hay varias ideas para fabricarlas. Una de ellas consiste en emplear dos perchas de alambre: se unen por los ganchos con cinta adhesiva y se forran, con unas medias de color blanco. También se pueden dibujar y recortar sobre una plancha de goma eva blanca o sobre un cartón que luego se forre con papel plateado o se pinte con un aerosol.

Disfraces para el portal de Belén: San José y la Virgen María

El disfraz para los dos protagonistas del portal de Belén parte de una misma base: una túnica, que se puede elaborar con un retal de tela lisa o una sábana vieja (de color oscuro para San José y de color más claro para la Virgen María). La túnica se ciñe al cuerpo del pequeño con una soga estrecha. Con este patrón, adaptado al tamaño del niño o niña, será incluso más fácil.
En la misma plantilla, se marca el patrón para hacer un sencillo velo con otro tejido, que se sujeta a la cabeza con una diadema forrada de tela -en el caso de la Virgen- o con un trozo de cuerda fina, para la vestimenta de José.
Como complemento, San José luce una barba pintada con un lápiz de ojos marrón. Además, puede llevar un trozo de tela de color más oscuro, que le caiga por encima del hombro, sobre la túnica, así como una rama de árbol caído, que asemeje a un bastón.
Por su parte, María puede adornar sus ropajes con otro retal de distinto color sobre los hombros. Y como no, con un muñeco envuelto en una mantita en los brazos, que asemeje al Niño Jesús.
fuente
Disfraz hebrea 2 ficha-3

0 comentarios:

Publicar un comentario

Relacionados

buscar

Te puede gustar